ARTICULOS

«Pa´l Campamento», volver a lo mismo

Roberto Ángel Salcedo, Kenny Grullón y Manolo Ozuna en una escena de la comedia. Foto: Miranda Films.

SANTO DOMINGO.- Esto lo expresé una vez a través de una crítica anterior hacia un filme de Roberto Ángel Salcedo: “Hay que entender el tipo de comedia que produce Robertico, curtido en la televisión y con intentos erróneos en el campo del teatro, quien intenta extender su oficio hacia un medio que poco entiende”.

También expresé que “en el filme son apreciables los mismos roles que le gusta escribir, el de los tontos útiles y las mujeres aminoradas. Ese universo se concretiza una vez más dentro de una trama donde él plantea un objetivo final sin importar los absurdos presentados en el camino”.

Esa apreciación, que una vez comenté, no ha variado en lo absoluto. Sigo pensando igual. La evaluación de sus comedias apenas roza lo mínimo para ser consideradas como tales, puesto que no ha cambiado el esquema y esto se advierte desde la narración en “off “del personaje principal.

En esta ocasión aplica la misma fórmula del compañerismo, de personajes que gravitan sobre su rol y que forman un trío humorístico que va a responder a las exigencias del mismo relato.

Roberto Ángel es Pedro José, un joven abogado que se enamora de Natalia pero que, a su vez, ella está enamorada de su apuesto novio hasta que la engaña.

Pedro José tratará de conquistar a Natalia infiltrándose como guardia de seguridad en un campamento de verano para niños donde ella trabaja, aventura que también arrastra a sus dos compañeros de oficina.

Esta misión se convierte en una serie de situaciones que estarán alternadas entre los vericuetos del campamento y las obligaciones de ellos con el bufete de abogados donde trabajan.

Así, entre situaciones absurdas y otras que denotan poca creatividad, se va desarrollando “Pa´l Campamento”, en cuyos roles es destacable, por lo menos, el trabajo de Manolo Ozuna cuyo personaje de evangélico por conveniencia, y el de Hony Estrella que ayudan a mantener a flote esta comedia.

Lo demás es una rutina de risas forzadas y simulaciones a conveniencia que son empujadas, en este caso hábilmente, por el acompañamiento sonoro de Amaury Sánchez la cual la hace sentir por momentos fluida.

Este otro intento de Roberto en la comedia, es una clara señal de que seguirá en el ruedo haciendo lo que considera justificable dentro de este negocio.
Félix Manuel Lora/CINEMA DOMINICANO

Previous post

Caribbean Cinemas presenta quinta versión promoción “Rumbo a los Premios”

Next post

Cinemateca presenta “Doce Miradas del Cine Ecuatoriano”

cinemadominicano

cinemadominicano

1 Comment

  1. 22 de enero de 2015 at 8:09 am — Responder

    Este país necesita mas educación, saber que es bueno, que es malo y seleccionar mejor las películas que a ir a ver a las salas. Porque las dos producciones anteriores de Roberto Angel Salcedo, aun siendo malas, fueron las mas taquilleras y eso es producto de un pueblo que todavía no conoce de cine, que todavía tiene mal gusto y que necesita cursos o talleres de apreciación cinematográfica. Roberto Ángle Salcedo nació en la televisión, luego hizo obras de teatro pero cree que hacer cine es igual a eso y ahí está su error. Pero lamentablemente mientras las salas continúen llenas, él continuará haciendo ese tipo de «comedia» …porque película no se le puede llamar.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *